Follow by Email

jueves, 23 de agosto de 2012

AL OTRO LADO DE TU MIRADA.




























Me escondes entre tus labios.

Allí, me besas y me sueñas.

Como si yo nunca lo supiera.

Consuelo
Agosto 2012




ONIRICO









Vinieron tus manos
como en un sueño,
frágiles alas de espuma,
indomables como titanes
livianas como una pluma.

Independientes de ti, de mi,
construyeron su destino
sobre mi piel.

Allí se hicieron beso
y se detuvieron para leerme
tu verso.

Mi cuello se curvaba
haciéndose nido
pero ellas
independientes de nosotros
se hicieron del mundo
y reiniciaron su vuelo,
hacia ti.

No sabíamos 
que se llevaban mi corazón
entre sus dedos
ni que mi futuro
se había escondido
entre los pliegues de su piel.

Consuelo
Agosto 2012















miércoles, 22 de agosto de 2012

JUEGOS ADULTOS.



ERES MI SECRETO MEJOR GUARDADO.


TE MANTENGO ESCONDIDO

DETRÁS DE LA RISA

DETRÁS DE LAS MIRADAS

DETRÁS DE LOS SILENCIOS

DONDE NACEN MIS PALABRAS.

Consuelo
Agosto 2012


MAREA NOCTURNA.



Si respirarte puliese mis lágrimas
te respiraría por la mirada,
por los tiempos,
por la piel,
por el alma ...
para tenerlas talladas
como guijarros de tus playas.

Te dejo marchar,
esta madrugada,
como se aleja la luna
sobre el mar en calma.
Con besos a ras de agua.

Volverás mañana,
a buscarme,
para beber sobre los cielos
vírgenes de mis lágrimas
el caudal secreto
que anida bajo mis aguas.

Consuelo
Agosto 2012

martes, 21 de agosto de 2012

ENDOGAMIA
























Circunstancial.

Así me siento ahora.

Circunstancial.

Endogámica entre tus palabras.

Así me siento ahora.

Insustancial.

Como un simple adjetivo.

Pero quisiera ser verbo y
que me conjugases siempre 
con la boca llena de mar
y de enjambres en flor.

Pero sólo soy tu adjetivo más común,
un simple calificativo.

Y yo quisiera ser el pronombre
TU
y el pronombre
ELLA
cuando tú lo llenas
con tu voz
de todos los significados.

Consuelo
Agosto 2012


domingo, 19 de agosto de 2012

TERRIBLEMENTE COMPLICADO.



       Lo complicado
no es amar y que me amen.

Lo terriblemente complicado
es como necesito
amar y que me amen.

Consuelo
Agosto 2012






viernes, 17 de agosto de 2012

ROLANDO A NOROESTE








Provengo de una familia de nueve hermanos y todos, excepto un par de chicos, llevamos 2 ó 3 nombres acompañando al principal que nos designa.

Todavía he de explorar el campo de mi segundo nombre. Aún no ha ejercido su papel.

Pero mi tercer nombre, Catalina, aflora con fuerza cuando el viento rola a Noroeste y yo retorno a los inhóspitos páramos de Inglaterra.

Me gustan las playas nudistas. Si tengo elección no tengo ninguna duda. Pero a veces es difícil encontrarlas. Este fin de semana he retornado a mi playa, mi preferida desde que la he encontrado.

Para mí es un placer sentir mi cuerpo desnudo al sol. Y comienza mi placer cuando como en un rito me visto con un ligero, largo y ceñido vestido de tirantes con tejido de camiseta, que me permite ir vestida sin ropa interior.

Tampoco, como parte del ritual, llevo toalla a mi playa, si no un finísimo pareo que me permite sentir la textura de la arena bajo mi cuerpo tendido al sol primero de la mañana. Esta breve frontera me deja percibir el leve crujido de la arena ante el mínimo movimiento mío, su temperatura exacta, su levísima dureza, su acoplamiento al menor hueco de mi cuerpo.

Hoy sopla fuerte el aire, ha rolado a noroeste y estoy echada sobre el largo pareo. Afino los sentidos y oigo galopar al viento a mi costado.

Lo oigo pero también lo siento. Siento su abrazo hasta el gemido.

Siento su caricia incesante y poderosa, tierna a veces y otras castigadora.

Viene como una mano de amante con pericia que me recorre desde la planta de los pies y asciende acoplándose a mis pantorrillas, a mis muslos, a las redondeces de mis caderas, a la parte alta de mi espalda, a mi cuello biunívoco,  incrustándome las arenas que lleva, viajeras de playas en busca de otras playas. Haciendo nuevas todas sus caricias.

Termina el viento su recorrido por mi cuerpo y todo se detiene, hasta las olas parece que se escapan mar adentro y que no quisieran saber nada de la línea donde mueren.

Pero no regresa la calma, solo ha sido un impás, un respiro y arrecia nuevamente el aire en su recorrido. Ahora me avasalla y me envuelve como si fuera el caudal de un extraño río, de aguas secas, que me llevara en su corriente, con fuerza inusitada y me recorre centímetro a centímetro, sin dejar un resquicio de piel intacta.

Es un viento cálido y poderoso el de hoy, que me rodea en su abrazo y se arremolina sobre mí, que lo recibo embelesada.

A mi costado ruge el mar, enlazándose en olas que amenazan con acercarse a mi festín. Reclaman su parte sobre mis sentidos.

A mi otro costado cruje y crepita la arena.

Mis pies juegan con ella, venciendo suavemente su resistencia, captan su temperatura; su ronco susurro avanza bajo mi cuerpo hasta llegar hasta mis orejas, y me habla en un idioma que conozco.

Todo es explosión de los sentidos, la piel me arde receptiva, y se expande hasta los límites mismos del universo.

Un ligero gusto a salitre hace que mis labios cobren vida nuevamente mientras el sol reverbera sobre el agua y la arena ,haciéndome millones de guiños brillantes y cambiantes.

Huele a marea con leves rastros de su paso por las algas y la arena. Huele a vida limpia y libre. Mi piel se impregna y absorbe todos los aromas.

Apenas hay gente en la playa, me llegan retazos de lejanas conversaciones traídas por el viento.

Me quiero adormecer así acariciada, pero un impulso involuntario me obliga a darme la vuelta, para que esta maravillosa aventura del goce de los sentidos comience una vez más y de nuevo siento como se desliza el viento abrazando mis tobillos, lo siento como va en busca de mis rodillas, de mis muslos, como se adentra en mi sexo, como remonta mi vientre y se arremolina entre mis pechos. Su paso lento se demora en el perfil de mis labios y juega con ellos, se hace cuenca sobre mis párpados y se enreda con mi pelo. Me recorre a lametazos tiernos, cálidos, como si yo hubiese sido desde siempre su tierra prometida.

Me recorre el viento con manos de amante y me hace gemir suavecito.

Cuando sientas que rola a noroeste presta atención y me podrás oír gemir. Sentirás trocitos de mi piel sobre tu piel.

En días como el de hoy, en que solo respondo si me llaman por mi tercer nombre me pregunto si Heathcliff está de nuevo pensando en mí.

Consuelo
Costa da Egoa. Agosto 2012

miércoles, 15 de agosto de 2012

SUPONGO...





     Supongo que la vida es igual que lo que vi en esta fotografía... un maremágnum de líneas que asemejan un mundo caótico, una explosión de geometrías saltando al vacío... anarquía total de lo complicado y sin embargo, todo es simple, todo tiene su cometido y guarda un orden perfecto, establecido para lograr un fin.

     Supongo que mi vida, aunque a veces me parezca caótica, sin orden ni concierto, libre e independiente de mi voluntad, guarda también el secreto del equilibrio perfecto.

    Supongo, que he de necesitar seguir cada cabo, cada soga hasta el final, para ver si te encuentro.

    Y si no fuera así, si todavía no existes nada más que en los mares de mis ensueños, soltaré amarras de esta realidad que nos encadena y navegaremos rumbo hacia todos los horizontes, compartiéndonos en los mismos sueños.

     Consuelo
     Agosto 2012

martes, 14 de agosto de 2012

ANIVERSARIO


Pides la cuenta
mientras, mentalmente,
calculas la propina adecuada.

El maître suma,
mientras yo, mentalmente,
que ya tengo la cuenta hecha,
exclamo:

Veinte años y un día,
sin fianza conocida.

Consuelo
Agosto 2012

POESIA







Te uso, poesía, como una fuga
de la herida.

Te retengo como patria, como venia
y te esgrimo como arma
para defenderme de los versos
que hincan sus dientes mellados
en mi vena circular,
como queriendo matarme
a medias.

Me traicionas poesía
cuando me defiendes de una muerte
que me lleve lejos
totalmente lejos
y me dejas aquí
muerta a medias solamente
traicionada por la vida y por tí.

Me quedo a solas escribiendo,
esgrimiendo versos
como débiles espadas
sobre el profundo bisel de mis heridas.

Consuelo
Agosto 2012

DIOS PEQUEÑO Y DESCONOCIDO.








Tantos unos

tantos otros

y tú,

mi dios pequeño y desconocido,

que no eres

ni lo uno

ni lo otro.

Consuelo
Agosto 2012



TÚ, COMO LAS HOJAS






Llueve,
y se me pega la lluvia
sobre la espalda.

Se arremolinan las primeras hojas,
amarillas,
no en el suelo, donde debieran,
si no en el alma,
donde más pesan,
como estaciones pasadas.

Como olvidos.

Y tú, tú que me pesas,
que me pasas,
arremolinado,
como las hojas secas,
con todas las presencias
equivocadas.

Tú que no llegas
y yo,
yo
que ya no sé si te espero.

Consuelo
Agosto 2012

lunes, 13 de agosto de 2012

ICARO





As verbas mais fermosas da miña historia: "Vouche facer páxaro!" díxome. 
  














E fíxoo, fíxo de min un páxaro. 




E voei! 





No ceo.



















Aínda sigo voando aunque tenga os pes no chan!


Desde entón, síntome páxaro e síntome Icaro.






Aquí tedes o resto da miña historia:

https://www.facebook.com/media/set/?set=a.4013528789313.154153.1614111289&type=3&l=348602cb59





viernes, 10 de agosto de 2012

ANTÍA, ALBA Y JANO.

















       Ayer, después de una jornada de trabajo y de una calurosa tarde urbana, me fui al encuentro de una parte de mi familia que vive en Madrid. Vuelve mi hermana Belén a Lugo, por vacaciones. Vuelve a su pequeña patria y trae a todo su rebaño con ella. Mis sobrinos de allá son más de acá que muchos de los ciudadanos nacidos aquí.

       Me encanta encontrarme con mis sobrinas, con Antía y con Alba, adolescentes, en plena efervescencia de sentimientos, descubriendo pensamientos antíguos como si fueran nuevos, desvelando los misterios de la naturaleza como si nunca pudieran ser conocidos... hablar con ellas me apasiona.

       Nos desbordan las risas, las exclamaciones, los besos...
  
     Me tienen completamente fascinada. Me gusta observarlas cuando hablan, son unas niñas extraordinariamente hermosas, de una belleza limpia y deslumbrante que irrumpe desde lo más íntimo de sus entrañas hacia los mortales que las contemplamos. A veces, incluso, me siento contagiada.

      Cuando Jano, de seis años, el más pequeño de mis sobrinos de allá me vió, se acercó corriendo y me besó efusivamente, al separarnos me miró con sus grandísimos ojos de aguas verdes y me dijo: "Consu, porque tú siempre hueles a mar?

      Creo que ha sido el piropo más lindo que me han dicho nunca... en plena ciudad,un día de calor y yo oliendo a lo que amo ...

     Y me hizo pensar sobre la terrible perspicacia que tienen los seres libres, inocentes... la increíble intuición de los que no están todavía comprometidos con el sistema, con todos los sistemas... la verdad de los que simplemente sienten.

     Esta mañana también me he despertado oliendo a mar.

      Consuelo
      Agosto 2012

     



jueves, 9 de agosto de 2012

DONDE LOS BESOS





Me consume la anarquía de las palabras
que se abrigan detrás de tus labios
y me ignoran.

Respiro y me asola la ciudad perdida
que se obstruye en tu mirada
y me la roba,
mientras tú, silenciosamente,
me anudas con los miedos que desatas
desde la punta de tus dedos
y los detienes
justo a un palmo de la caricia
que podría liberarnos.

Intento robar los segundos
que te roban
y te llevan
más allá de los horizontes 
de mi alma.

No puedo seguirte
hacia donde tu luz se hace penumbra
hacia donde tu voz se esconde
silenciada.

Me quedo aquí, donde los besos,
borrando a versos
el ritmo de tu torpeza
cuando juegas con el aire que te lleva
y te alejas de las fronteras
de mi piel y de mi mente.

Consuelo
Agosto 2012

CON ENJUNDIA
































Hay veces que siento como si la Vida fuera una cuchara de aristas afiladas, inmisericordes. 

Y como que yo fuera un plato de sopa terminado...

Así me siento, calentada, recalentada, enfriada, soplada, removida, agitada, mezclada, aromatizada, batida, sorbida, chupeteada, lamida... y terriblemente dolida tras los embates de la Vida y su maldita cuchara.

Pero entonces pienso en la alternativa.

Si fuese un bellísimo plato ornamental, solo para ser observado y contemplado, juzgado y no usado... yo misma provocaría mi suicidio tirándome de la estantería al suelo.

                                                  Consuelo
                                                  Agosto 2012




Qué cruel, la vida conmigo, cuando a veces se sienta a mi lado...
Se sienta, se calla y no me da la mano.
Qué cruel, cuando me da la espalda y a ti te deja marchar pero a mí me castiga sin el consuelo de llorarte con lo irremediable de la muerte.

Consuelo
Agosto 2012

DESNUDO.




Me desnudo lentamente
sobre las playas de tu cuello.

Dejo sobre tu piel
la última palabra que me nombraba,
y desciendo el desnivel
de tu pecho,
abandonando en él
el caudal de mis caricias
mientras prosigo hacia abajo,
hacia donde planea tu vientre,
para vaciarme los besos.

Me sigo desnudando
orientada hacia tu sur,
y allí dejo clavado
sobre tu vello erizado,
el último suspiro 
que ocupaba mi boca.

Desciendo desnuda, vacía,
rasando el vuelo,
hacia la morada de Eros
donde palpitas
y desde donde tú me llamas
para darme un nombre nuevo.

Consuelo
Agosto 2012

lunes, 6 de agosto de 2012

UNA EXTRAÑA HISTORIA DE AMOR


Corría el mes de febrero, cuando las noches son frías ...
Pero aquélla fue extrañamente cálida.
Ahora que las noches lo son, y son de estrellas y de cielos abiertos, yo, en agosto, me estoy muriendo de frío...
Por eso quiero recordar lo que escribí aquella noche, después de salir de un intimista y tardío concierto, al que asistí sola, como suele ser habitual en mí.
Me llamó la atención un anuncio del concierto de piano y como de casualidad entré en la sala.
Y ésto fue lo que ocurrió ...


"Como explicarte que hoy he hecho el amor? Como podrías entenderlo tú, que tienes manos y ojos y boca... tú, que tienes un cuerpo que te sostiene?

Como podría explicarte que un joven pianista, viejo de vidas, en una pequeña ciudad ha hecho el amor conmigo que fui piano desde la eternidad, esperando este único momento?
Cómo podría hacerte sentir que no existió jamás ni un antes ni un después? 


Como podría hacerte comprender lo que es hacerse piano y sentirse acariciada por unas manos que te recorren y te vuelan, que te besan, te muerden y te devoran?



Cómo podría decirte que he entregado el único gemido que no había experimen
tado en mi vida?


Cómo compartir este temblor que todavía recorre mi cuerpo, blanco y negro, de teclas vencidas, derrotadas en una batalla de amor?


Cómo podría hacerte llorar de emoción por un orgasmo cósmico, eterno, infinito...


Y mañana los diarios hablaran de cifras y de guerras... de un mundo que no es el mio... como hacerte comprender que la verdadera vida, la que realmente sucede, son historias de amor eterno... como el regalo que me ha hecho el cielo esta noche..."


Consuelo. Agosto 2012

domingo, 5 de agosto de 2012

UNA NOCHE DE AIRE




Todos los gestos de mi cuerpo y de mi voz
para hacer de mí la ofrenda,
el ramo que abandona
el viento en el umbral.

A. Pizarnik


Salta con la camisa en llamas
de estrella a estrella,
de sombra en sombra.
Muere de muerte lejana
la que llama al viento.

A. Pizarnik







A TI, A TI TE ESCRIBO.






A tí
no puedo escribirte desde donde se pone la luna,
ni desde una tormenta o desde las gotas de lluvia,
donde quedan, para encontrarse, los demás amantes
y donde Amor se escribe con utopía.

A tí
únicamente puedo escribirte aquí,
en esta gasolinera,
en todas las gasolineras te escribo,
donde ocurre lo cotidiano,
donde la necesidad de lo habitual nos hiere
y nos rompe
y sucede.

Aquí vengo, a colgar en todos los surtidores
mis poemas,
con la esperanza de que tú 
también estés de paso,
y recuerdes
que también me estabas buscando,
como de paso,
para respostar la vida.

Consuelo
Agosto 2012